Fue un gran triunfo el de Chocoloca en el Clásico Francia (L-1200 m-césped). Por el desarrollo, en el que tuvo que remar desde atrás en un enjambre de patas; por la tenacidad para buscarlo hasta el final; porque venció a yeguas de categoría clásica, como Madonna Girl, y, sobre todo, porque fue su primera conquista en el alto nivel, al margen de que acredita arrimes de Grupo 1 destacados. También fue una victoria que, en el contexto de un desarrollo accidentado (circunstancia en la que no se vio involucrada, vale aclarar), quedó a salvo de que la carrera sea recordada por la caída sobre el final de Pablo Palero, pues resultó ileso, y los incidentes que derivaron en que Bay Harbor trastabillara con riesgo de rodar, lo que determinó el distanciamiento de la puntera Madonna Girl. Lo cierto es que Osvaldo Alderete manejó las riendas con maestría para llevar al éxito a la pupila de Elvio Bortulé, que ahora suma cinco primeros puestos. Chocoloca es la segunda cría de la estadounidense Childish, una hija de Theatrical en madre por Coronado’s Quest, ganadora en nuestro medio, que aporta un pedigree de gran valor al plantel del haras La Quebrada.

 

CHOCOLOCA

Grand Reward y Child Bride (Coronado’s Quest)  

Clásico Francia (L-1200 m- césped) – Hipódromo de San Isidro – 29/1/2017

 

Carlos Lares - La Nación

ChocolocaFranciaL